Al menos 15 especies de abejas viven en Curridabat con una misión crucial para el cantón, al ser uno de los animales más importantes en el proceso de polinización y ser parte vital en el bienestar del medio ambiente. Por ello, se han hecho esfuerzos para reconocerles una ciudadanía que contemple sus aportes a la comunidad y también que diseñe estrategias para su bienestar.

Según Irene García, líder y estratega de la Municipalidad de Curridabat – quién ha trabajado muchos años con la visión de Ciudad Dulce – ningún gobierno podría pagar los servicios que dan a la comunidad los animales polinizadores (servicios ecosistémicos), siendo vitales para las plantas, la belleza del cantón, el bienestar mental, la regulación del clima, la regulación de la temperatura, la limpieza y depuración del agua y el bienestar de los seres vivos que habitan en él.

Por eso, García insiste que Ciudad Dulce no es un proyecto sino una visión de desarrollo para planificar la ciudad, “es una visión que se definió hace más de 6 años para el cantón y que llega a hacer un cambio muy importante para hacer esfuerzos que tengan una congruencia y un sentido. Nos planteamos cómo nosotros podíamos aportar al planeta en lugar de sustraer valor y dijimos que la naturaleza tenía que ser la inspiración, el corazón y el centro de todo lo que hagamos”.

Involucrar a los seres vivos desde las plantas, las gotas de agua, hasta los polinizadores es una de las misiones que tiene no solo la municipalidad sino la ciudadanía con proyectos comunales para la preservación del medio ambiente y el mejoramiento de la experiencia urbana.

Consulte nuestro artículo “El Maravilloso mundo de las huertas urbanas y ¿Quieres tener o participar en una huerta comunitaria?

Por eso las abejas han tenido un papel protagónico y desde el año 2020 el cantón curridabatense es declarado como “Santuario de abejas” en donde se establece la responsabilidad del gobierno local por velar por estos polinizadores realizando políticas públicas, apoyando proyectos y financiando programas para la protección de estos animales.

Sin embargo, las abejas no están solas, estas son una parte esencial de la diversidad del cantón que conviven junto a 69 especies de mariposas, 4 especies de colibríes y 8 especies de murciélagos en el territorio, con un papel clave en el bienestar de los espacios naturales urbanos.

Estos esfuerzos, no son nuevos en el país, siendo que según indica la Cámara Nacional de Fomento a la Apicultura, más de 20 municipios buscan integrar mejores políticas públicas para la protección de las abejas.

Curridabat, busca destacar a las abejas como un símbolo de la lucha por la protección del medioambiente en tiempos donde estos animales están descendiendo a niveles alarmantes sus poblaciones.

Según la Organización de las Naciones Unidas (ONU) casi el 90% de las plantas con flores dependen de polinización para reproducirse y los polinizadores por esto se vuelven indispensables para conservar la biodiversidad “Si no salvamos a las abejas, pasaremos hambre” concluye el artículo que pone entre sus principales desafíos mejorar las prácticas agrícolas intensivas, los cambios del uso de la tierra, la urbanización, uso de pesticidas y fenómenos meteorológicos producidos por la crisis climática.

¿Qué se está haciendo en Curridabat?

El Servicio Nacional de Salud Animal (SENASA) tiene un convenio con la Municipalidad de Curridabat en la que ambas instituciones destacan acuerdos para tratar de forma prioritaria asuntos de bienestar animal. En este convenio la municipalidad podrá atender denuncias sobre bienestar ambiental recibiendo asesoramiento técnico y legal de SENASA. Este es uno de los mecanismos que el gobierno local tiene para proteger a las abejas, además de ser parte de los cantones “Amigos de las abejas” y The World Bee Project para el asesoramiento de un planeamiento urbano sostenible, compartiendo además bases de datos sobre la protección de abejas para conectar a ciudadanos con el movimiento global de protección de polinizadores.

Además de un trabajo intensivo con Ciudad Dulce en donde se ha intentado también impulsar la siembra de plantas dulces para aumentar la presencia de polinizadores de forma interactiva, con manuales gratuitos disponibles en la página oficial de la Municipalidad o caminando, en algunos parques diferentes plantas cuentan con códigos QR para la información de la ciudadanía.

Se espera que para el año 2022 se haya cubierto 50% de los parques habilitados en el cantón con estos códigos que rotulan. Además, el proyecto cuenta con responsabilidades para la Salud ambiental que influye en la creación de una ciudad para el futuro en el que su desarrollo urbano y natural vayan de la mano.

También hay esfuerzos de vecinos y empresas, existen alternativas comunales para realizar cultivos urbanos y otro tipo de iniciativas para promover una cultura respetuosa de la naturaleza y el bienestar en los espacios urbanos.

Cabe agregar que también hay todo un planteamiento educativo llamado Aula Dulce, con el objetivo de formar a una ciudadanía en sus derechos y sus deberes para el desarrollo de una ciudad saludable.

¿Cómo ayudar a las abejas?

  • Cultivar plantas, para esto la Municipalidad de Curridabat pone a disposición del público un catálogo de plantas con el objetivo de invitar a los habitantes y a los desarrolladores inmobiliarios a sembrar plantas dulces para aumentar la presencia de polinizadores en la ciudad. Encuéntrela en la web oficial de la institución.
  • Compre productos de empresas con prácticas agrícolas sostenibles (Click aquí para más información)
  • Protege colonias de abejas silvestres
  • No contaminar con basura espacios naturales ni urbanos.
  • Comparte información
  • Adopta colmenas

Por Carlos Andrés Madrigal

Periodista y Director de prensa del periódico El Monitor. Ha publicado para medios como Semanario Universidad, Repretel, Central de Radios, The Tico Times y otros proyectos. Licenciado en Periodismo con énfasis social. Activo en el Monitor desde 2016. Consulte más información en carlosandresmadrigal.wordpress.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *